July 28

0  comments

Niños: Trastorno de Tensión Postraumática


Todos los niños y adolescentes tienen experiencias de eventos que producen estrés, los cuales pueden afectarlos tanto emocionalmente como físicamente. Sus reacciones al estrés son usualmente breves y ellos se recuperan sin problemas adicionales. Un niño o adolescente que pasa por un evento catastrófico puede desarrollar dificultades continuas conocidas como trastorno de tensión postraumático (TTPT). El evento de estrés o traumático envuelve una situación en donde la vida de alguien ha sido amenazada o una herida severa ha ocurrido [ej. ellos pueden ser la víctima o ser testigos del abuso físico, el abuso sexual, la violencia en el hogar o en la comunidad, accidentes de automóvil, desastres naturales (tales como inundaciones, fuego, terremotos) o haber sido diagnosticados con una enfermedad que amenace su vida]. El riesgo de que un niño desarrolle TTPT está relacionado con la seriedad del trauma, si el trauma se repite, la proximidad del niño al trauma, y su relación con la víctimas).

Seguido al trauma, los niños pueden inicialmente mostrar un comportamiento agitado o confuso. Ellos pueden también mostrar un miedo intenso, desamparo, coraje, tristeza, horror o negación. Los niños que experimentan traumas repetidamente pueden desarrollar una clase de entumecimiento emocional para amortiguar o bloquear el dolor y el trauma. A esto se le llama desasociación. Los niños con TTPT eluden las situaciones y los sitios que les recuerdan el trauma. Ellos pueden también volverse menos sensibles emocionalmente, deprimidos, retraídos y más indiferentes a sus sentimientos.

Un niño con TTPT puede también re-experimentar el evento traumático al:

Los niños con TTPT pueden también mostrar los siguientes síntomas:

  • preocupación sobre la muerte a una temprana edad.
  • pérdida de interés en actividades.
  • llevar un arma a la escuela.
  • tener síntomas físicos tales como dolores de cabeza o dolores de estómago.
  • mostrar más reacciones emocionales inesperadas y extremas.
  • tener problemas para dormirse o mantenerse dormidos.
  • Trastorno de Tensión Postraumática, Información para la.
  • mostrar irritabilidad o arrebatos de coraje.
  • tener problemas concentrándose.
  • actuar como si tuviese menor edad (por ejemplo: comportamiento de apegamiento o gemidos y chuparse el dedo).
  • mostrar estar más alerta de su ambiente.
  • repetir el comportamiento que les recuerda el trauma.

Los síntomas del TTPT pueden durar desde varios meses hasta muchos años. La mejor medida a tomar es la prevención del trauma. Una vez que ha ocurrido el trauma, sin embargo, es esencial la intervención oportuna. El apoyo de los padres, la escuela y los pares es importante. Hay que poner énfasis en establecer un sentido de seguridad. La psicoterapia (individual, en grupo o en familia) que permite al niño hablar, dibujar, jugar, o escribir sobre el evento es de gran ayuda. Las técnicas de modificación del comportamiento y la terapia cognoscitiva pueden ayudar a reducir los miedos y las preocupaciones. Los medicamentos pueden también ser de ayuda para tratar la agitación, la ansiedad o la depresión.

Los siquiatras de niños y adolescentes puden ser de gran ayuda diagnosticando y tratando a los niños con TTPT. Con la sensibilidad y apoyo de las familias y profesionales, los jóvenes con TTPT pueden aprender a enfrentarse a las memorias del trauma y llevar a cabo vidas saludables y productivas.

La Información para la Familia (FFF) ha sido desarrollada y distribuida por la “American Academy of Child and Adolescent Psychiatry”. No se requiere permiso escrito para reproducir las hojas para uso personal o educativo, pero no se pueden incluir en material que se presente a la venta. Las hojas sueltas no se pueden poner a traves de otro “website” sin el permiso expreso y escrito de la AACAP. Para comprar la serie de “FFF’s”, puede visitar nuestro “website”: www.aacap.org.

Subscribe to our newsletter now!